Locales-Declaró el hijo de la mujer asesinada en barrio Belgrano

El pasado jueves se conmemoró el día Contra la Violencia de Género y en esa jornada declaró en Cámara Gesell el testigo más importante del último femicidio ocurrido en nuestra ciudad, el crimen de María del Rosario Díaz, sucedido el domingo 11 de octubre en la vivienda de Niñas de Ayohuma 2.248.

El testimonio del menor ha sido tomado a través de este dispositivo porque ya tiene el valor de prueba para el juicio oral y público. La Cámara Gesell ha sido solicitada por la fiscal Karina Póllice para agregar como elemento de prueba contra el principal acusado del crimen, Angel Ramón Robles. En esa audiencia estuvo presente Robles junto a su abogado defensor y distintos profesionales vinculados en el proceso.

Si bien no trascendió en detalle la declaración del niño; se supo que su relato pudo reconstruir los últimos minutos de vida de la mujer antes de ser apuñalada en el cuello y en la espalda dentro de la finca familiar ese domingo a la mañana. La declaración del pequeño ubicaría a Robles como el autor del fatal ataque.

La fiscalía se encuentra esclareciendo los motivos por los cuales Ángel Ramón Díaz apuñaló en el cuello y por la espalda a su pareja María del Rosario Díaz de 34 años de edad provocándole la muerte de forma prácticamente instantánea.

La investigación penal se encuentra a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio N° 4 especializada en delitos de violencia de género e intrafamiliar bajo la dirección de la fiscal Karina Póllice junto a su equipo de trabajo integrado por las abogadas María Elisa Merli y María Cruz Apesteguía.

Las personas del entorno de la víctima que pudieron atestiguar sobre lo ocurrido esa mañana así como también relatar los hechos de violencia que venía sufriendo María del Rosario desde hacía varios años pero que, por temor a represalias, la mujer no había denunciado a la justicia.

Los testimonios recibidos en fiscalía han sido contundentes y coinciden respecto a los malos tratos y golpes a los que era sometida la víctima y que culminaron con el trágico desenlace.

Si bien en Pergamino no se registraba un femicidio desde noviembre de 2012 cuando Marcela Silva fue asesinada por su ex pareja Heber Ezequiel Bucetti; este hecho de extrema gravedad se suma a la ola de muertes por violencia de género ocurridas en los últimos tiempos en todo el país.

La fiscal Póllice le imputa a Robles el delito de homicidio doblemente agravado por mantener una relación de pareja conviviente y haber sido perpetrado mediando violencia de género. El Código Penal prevé una condena de prisión perpetua.

Cabe destacar que a partir de la creación de la Comisaría de la Mujer en Pergamino, las denuncias por violencia de género e intrafamiliar se han incrementado notablemente, al encontrar las mujeres víctimas un espacio de contención para sobrellevar la difícil situación de malos tratos por la cual se ven afectadas.

Las últimas estadísticas preocupan a las autoridades de los distintos ámbitos, que ven la necesidad de implementar políticas de género en forma urgente para impedir que sigan pasando hechos como este.

La Comisaría de la Mujer cuenta con un gabinete asistencial y la Fiscalía General con el Centro de Asistencia a la Víctima formado por 3 asistentes sociales y 1 psicólogo, encargados de brindar asistencia y abordaje inmediato integral a la víctima procurando evaluar el daño psicológico y social sufrido.

En todos los casos la fiscalía actúa con la intervención del Juzgado de Familia a cargo del Dr. Walter Giuliani.

Semanario El Tiempo

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

error: Content is protected !!