Nacionales – Lo balearon para robarle la moto y quedó cuadripléjico

jdjdjdjdhorzUn estudiante universitario quedó cuadripléjico tras recibir un balazo en la espalda cuando dos delincuentes pretendieron robarle la moto en la puerta de la casa de su padre, en la ciudad bonaerense de Campana.

 

El hecho que se conoció, ocurrió el mediodía del viernes último en las calles Matheu y Granaderos, en el barrio Dallera, de esa ciudad del norte bonaerense, ubicada a unos 80 kilómetros de la Capital Federal.

Fuentes policiales informaron a Télam que la víctima fue identificada como Leonel Ferreyra, un estudiante de ingeniería de 18 años, quien hoy permanecía internado en el hospital San José,  de Campana.

Según relató su padre, Rubén, esta mañana al canal de noticias TN, el episodio comenzó cuando dos ladrones armados asaltaron una panadería a cuatro cuadras de su casa.

«Estaban robando ahí y da la coincidencia que mi hijo llega a mi casa y deja la moto en la vereda con las llaves puestas, tras lo cual se pone a hablar por celular con la madre», relató el hombre.

Luego, explicó que en la fuga «los delincuentes pasan por la puerta de mi casa y lo ven a mi hijo. Se baja uno y le quiere arrebatar la moto a Leonel. Mi hijo, primero atina a correr, pero después se da cuenta de que dejó las llaves en la moto y vuelve. Y ahí es que le pegan un tiro».

De acuerdo a los voceros consultados, personal policial que iba en un móvil de la comisaría de la zona y que patrullaba el lugar lo auxilió y lo trasladó al centro asistencial, donde fue internado con heridas graves.

«Le hicieron una tomografía computada y después pidieron hacerle una resonancia magnética porque veían que había vértebras rotas. El resultado de esa resonancia dio que la médula se había cortado y que su estado es irreversible», dijo Rubén.

Los investigadores solicitaron esta mañana testigos que pudieran aportar datos sobre los autores del hecho, quienes escaparon sin robar nada.

Es que en la zona donde ocurrió el episodio no hay cámaras de seguridad y la Policía no cuenta con ningún testigo que haya visto el momento del ataque a Ferreyra.

Un jefe policial encargado de la pesquisa confirmó que uno de los delincuentes que participó en el ataque a Jonathan había cometido minutos antes el asalto en la panadería.

Además, efectivos de la Jefatura Departamental de Zárate-Campana no encontraron vainas servidas, por lo que establecieron que el arma utilizada fue un revólver, probablemente calibre .38.

En tanto, Rubén, quien trabaja en una empresa constructora, agradeció el «apoyo incondicional» de la gente de Campana y dijo que continuará «peleando» por su hijo.

«Luchemos por nuestros hijos!!!!! Gracias, cuento con cada padre o madre para terminar con la inseguridad, que podamos transitar en libertad!!!!!», publicó en su página de Facebook el padre de la víctima.
El hecho es investigado por personal de la comisaría de Campana que trabaja bajo las órdenes del fiscal del Departamento Judicial de Zárate-Campana, Alejandro Irigoyen.

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

error: Content is protected !!