Locales-Murió un menor que fue a robar con dos delincuentes

2

Un adolescente, de 15 años, recibió un fatal disparo de arma de fuego cuando forcejeó con los propietarios de un local de pirotecnia que se resistieron al robo. El domingo a las ocho de la noche se entregó en la Fiscalía un sujeto de 19 años señalado como quien empuñaba el arma al momento del disparo mortal.

Un adolescente de 15 años perdió la vida el sábado a la noche tras participar de un malogrado asalto a un local de pirotecnia, donde los comerciantes se resistieron al robo y forcejearon con los delincuentes.

El domingo a las ocho de la noche concurrió con su mamá a la Fiscalía, un joven de 19 años señalado como quien empuñaba el arma y desde ese momento el fiscal Mastorchio lo dejó aprehendido porque durante la instrucción surgieron indicios para sospechar sobre su responsabilidad en la muerte del adolescente.

El episodio se registró a las 21:40 del sábado, cuando tres delincuentes arribaron en una moto al comercio de pirotecnia instalado en avenida Yrigoyen y Ecuador.

Dos sujetos irrumpieron en el comercio, donde el propietario de 32 años y un empleado se opusieron al robo, a pesar que le apuntaban con un arma de fuego.

El comerciante y las personas que lo acompañaban forcejearon con los malvivientes y la lucha duró un par de minutos en el medio de la cual se produjo un disparo.

La investigación judicial está en manos del fiscal Nelson Mastorchio y no surgiría de esas actuaciones que los comerciantes hayan sido quienes dispararon. En las declaraciones efectuadas en el sexto piso de la fiscalía coincidieron que nunca empuñaron un arma quienes estaban en el lado de los encargados del comercio. Para ellos, siempre los malvivientes tuvieron en su poder el arma de fuego.

Según una de las hipótesis de la investigación de la Fiscalía 3, en este sentido, en el mismo forcejeo, del que participaron transeúntes que aprovecharon a linchar a los maleantes, se disparó el arma hacia el menor que había ido a robar con los dos mayores.

Al producirse el estallido, los tres asaltantes escaparon en la moto por Yrigoyen hacia el Cruce de Caminos y a cien metros abandonaron al adolescente malherido.

En la esquina de Yrigoyen y Bolivia quedó sin signos vitales el muchachito, a quien lo trasladó una ambulancia de Medicar al Hospital, donde no le pudieron practicar maniobras de resucitación porque el disparo fue fatal.

Los dos cómplices además de abandonar al jovencito en la calle y sin vida; también dejaron loslugares que solían frecuentar ya que en los distintos allanamientos realizados por orden del fiscal Nelson Mastorchio no los hallaron.

Los familiares del adolescente fallecido señalaron a los sujetos que pasaron a buscarlo minutos antes del episodio.

Las cámaras de seguridad urbana, revisadas por los investigadores de la Fiscalía 3, registraron el paso de estos tres sospechosos a bordo de una motocicleta tipo 110.

A las 4:00 realizaron la operación de autopsia, donde el médico de Policía determinó que la muerte fue por paro cardiorespiratorio traumático por shock hipobolemico causado por lesión de hilios izquierdo, tal como surge del informe técnico. El fiscal Mastorchio estuvo presente en la operación de autopsia en la morgue judicial del Hospital, que llevaron a cabo los médicos Jaime y Monacci.

El proyectil ingresó por la espalda del adolescente y salió por el frente, a la altura del corazón. En la reconstrucción de como pudo recibir el disparo especularon con la posibilidad que el muchacho se haya cruzado involuntariamente durante la gresca, cuando disparó el cómplice.

La fiscalía, además, allanó el local y no encontraron ninguna arma. Por ese motivo, sostienen que se la llevó el ladrón que siempre la tuvo en su mano.

La secretaria de la fiscalía 3, Romina Caniglia, y los instructores judiciales Juan Martín Fontana y Sebastián Labbate estuvieron presentes en el lugar del hecho y se encargaron de tomar testimonio a los comerciantes y a los protagonistas del episodio.

Comerciantes y vecinos lincharon a los ladrones

 

Las primeras versiones de los hechos indicaban que los tres delincuentes arribaron al local en una motocicleta, uno se quedó a bordo del rodado y dos ingresaron a perpetrar el hecho.

Los comerciantes lo habrían llevado a empujones hasta la vereda y allí intervinieron vecinos que se sumaron a la agresión contra los sospechosos; según una versión de los hechos.

Mientras los comerciantes y vecinos los linchaban, se produjo la detonación del arma y los malvivientes escaparon en la moto.

Fuente:Semanario el tiempo

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

error: Content is protected !!