SE HICIERON PASAR POR OPERARIOS : LOS ATARON Y LES ROBARON

Tres delincuentes que se hicieron pasar por operarios de una compañía telefónica se presentaron en una vivienda del barrio 24 de Septiembre y mientras uno subió al poste los otros dos solicitaron permiso para ingresar a la casa a probar la línea. Una vez adentro ataron al morador junto a la mujer que trabaja en la finca y robaron dinero y otros elementos. 

Un nuevo caso de robo a mano armada y privación ilegítima de la libertad se registró en una vivienda del barrio 24 de Septiembre, donde ayer a la mañana se presentaron tres delincuentes haciéndose pasar por operarios de una compañía de teléfono y solicitaron permiso para ingresar a la casa. Sin embargo al entrar al domicilio dos de ellos extrajeron un arma de fuego y redujeron al propietario y a la empleada doméstica.

Los asaltantes habían estado el día anterior en el lugar y alrededor de las 10:00 de ayer se presentaron con el mismo uniforme, todos con sus respectivos cascos y con un equipo similar al que utilizan los operarios de las empresas de telefonía para probar las líneas.

Mientras uno de ellos se subió al poste con el equipo de prueba los otros dos sujetos le pidieron al propietario ingresar a la finca para comprobar si la línea funcionaba, pero una vez que entraron a la vivienda uno de estos extrajo un arma y redujo al hombre y a la empleada doméstica.

Ambos damnificados fueron maniatados con un trozo de sábana, mientras le exigían al morador que les indicara dónde tenía el dinero, pero el hombre les explicó que no había mucho efectivo en la vivienda.

Tras permanecer casi una hora dentro de la casa, los delincuentes escaparon con escaso dinero, una computadora notebook, un ipad y otras pertenencias de la familia que colocaron en una valija.

Este hecho es el segundo caso de robo en una vivienda cuyas víctimas son privadas ilegalmente de su libertad, en un lapso de 48 horas. El otro episodio señalado sucedió el martes a la madrugada, cuando tres sujetos armados y con los rostros descubiertos, entraron a una finca de Alberti y Pinto y redujeron a los moradores de 76 y 74 años. Luego de golpear al hombre en el rostro, escaparon con unos 17.000 pesos, dejando atadas a las víctimas.

 

 

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

error: Content is protected !!