Fue a buscar al hijo de su amiga a la guardería, pero se equivocó de nene y casi termina presa

Una mujer contó una insólita situación en donde quiso ayudar a una amiga retirando a su hijo de la guardería. Sin embargo, luego de hacerlo se dio cuenta de que cometió un grave error que podría llevarla a la cárcel.

Hay pequeños errores que pueden pasar desapercibidos, pero hay otros que pueden ser algo grave y un gran dolor de cabeza. En ese sentido, una joven contó que terminó siendo acusada de secuestro luego de haber retirado de una guardería por error a un nene que pensaba que era el hijo de su amiga. El video donde cuenta su experiencia se hizo viral en las redes.

La protagonista de esta historia viral es Brianna. Esta mujer, que reside en Estados Unidos, compartió en su cuenta de TikTok (@briannadunkinfunk) una insólita situación que vivió cuando quiso ayudar a una de sus amigas. 

Según el relato de la protagonista, en el clip que se viralizó, ella se ofreció a retirar al nene, que nunca antes había visto, de la guardería y lo llevarla hasta la casa de su amiga. Además, se encargaría de cuidarlo a él y a su hermano hasta que la madre llegara del trabajo, pero cometió un grave error.

Brianna fue al establecimiento educativo y se presentó a los encargados de la guardería. La joven le dio el nombre del chico que iba a retirar y le entregaron un alumno. Ella confirmó que que el pequeño se llamara como le había dicho su amiga y después de eso se marchó. 

Tras manejar 20 minutos, llegó a la casa de su amiga. Una vez dentro se puso a preparar algo para que el chico y su hermano comieran. En ese momento, el otro hijo de su amiga fue a la cocina y le advirtió que ese niño que había llevada a su casa no era su hermano.

La joven quedó atónita al escuchar esto y comenzó a preocuparse. Luego de eso, revisó su celular y vio que tenía mensajes donde su amiga le avisaba que se había llevado a otro chico de la guardería. Pero eso no fue todo. La Policía le informó que había sido acusada de secuestro de un menor.

Brianna llevó de inmediato al menor a la guardería, se disculpó con las autoridades y ahí se enteró que el niño que había retirado tiene el mismo nombre que el hijo de su amiga, pero ambos están en salas diferentes en el establecimiento. 

Por su parte, la Policía ya se encontraba en el lugar y le tomaron declaración a la mujer, que fue acusada de secuestro. Además, tuvo que presentarse a dar testimonio a los servicios de protección infantil. No obstante, tras aclarar la confusión, los encargados de la guardería decidieron despedir a las personas implicadas en el suceso, según reveló el New York Post. 

Por último, la historia generó un gran revuelo en TikTok y otras redes sociales. Actualmente posee más de 665 mil visualizaciones, cerca de 58 mil me gusta y centenares de comentarios de usuarios sorprendidos por el error que cometió y por el cual casi termina siendo arrestada.

Fuente: Crónica 

Comentarios en Facebook

Deja una respuesta

error: Content is protected !!