QUIENES SOMOSIngresa aqui y enterate

Locales-El deterioro en la ruta Nº 32 genera un constante riesgo al tránsito

La falta de controles en los vehículos de carga es uno de los motivos por los cuales se generaron los daños. (PORTAL REGIONAL)La falta de controles en los vehículos de carga es uno de los motivos por los cuales se generaron los daños. (Portal Regional)

El camino que vincula Pergamino con Rosario en estos últimos meses sufrió severas roturas. En días de lluvia es peligroso poder circular debido al hundimiento de la cinta asfáltica. Vecinos de Mariano Benítez, El Socorro, Manuel Ocampo y General Gelly muestran su preocupación por la falta de mantenimiento que hay en esa zona.


En estos días de lluvias transitar por la ruta provincial Nº 32 que une Pergamino con Rosario fue una verdadera odisea teniendo en cuenta el pésimo estado que tiene esta carretera utilizada a diario por los pergaminenses que viajan a la ciudad “Cuna de la Bandera” o bien por los habitantes de Manuel Ocampo, El Socorro y Mariano Benítez que vienen para nuestra localidad en forma permanente por distintas cuestiones, entre ellos los estudiantes.
Dado que es una de las rutas más importantes de la región, por la que se traslada además la mayoría de la producción agrícola del norte bonaerense hacia los puertos del sur santafesino, la preocupación es mayor porque se encuentra en total estado de abandono, convirtiéndose en una “trampa vial” para los automovilistas que por allí transitan.
“Sin lugar a dudas se convirtió en uno de los caminos más calamitosas del territorio bonaerense

“su estado es de abandono total, pozos que no se tapan y ondulaciones que se convierten en grandes piletas de agua, provocando el riesgo a la vida de los conductores de autos; asimismo los accesos y cruces están siendo sumamente peligrosos para la gente ya que no cuentan con rotondas, dársenas ni señalizaciones adecuadas”, agregaron desde entidades de la región que muestran su preocupación.

Nada de mantenimiento
La única localidad de este tramo del corredor provincial que cuenta con una precaria dársena de descanso es El Socorro, que fue realizada con fondos municipales y por estos tiempos sigue recibiendo mantenimiento por parte del consorcio Vial de la Delegación de ese pueblo del Partido de Pergamino.
Durante la Gobernación de Felipe Solá se realizó la repavimentación totalmente nueva pero debido a falta de mantenimiento y el hundimiento que está provocando el tránsito pesado hicieron muy notoria la rotura de la carpeta asfáltica provocando la pérdida del control del vehículo; “termina convirtiéndose en una ruta intransitable durante los días de lluvia”. Los colegas de Portal Regional  señalaron que es un camino que “hasta el momento lleva contabilizada una gran cantidad de muertes e innumerables accidentes de tránsito.
“Es una ruta obsoleta para las exigencias del moderno parque automotor y los cada vez más grandes camiones y colectivos. Incluso, en épocas puntuales del año es común ver enormes maquinarias agrícolas desplazándose por las carreteras, a la par de pequeños vehículos particulares, lo que constituye un enorme peligro”, indicaron.
La ruta Nº 32 que vincula Pergamino con Rosario fue repavimentada totalmente después de numerosos reclamos de la comunidad a raíz de siniestros que se cobraron la vida de muchos convecinos. El Estado bonaerense se tomó un tiempo relativamente extenso para llevar a cabo las obras correspondientes a esta planificación; se fue refaccionando por etapas hasta el límite con el sector concesionado, es decir en la provincia de Santa Fe, pero ahora otra vez habrá que hacer algo.

En los últimos meses se agravó el estado de esta ruta provincial, muy utilizada por los pergaminenses. (PORTAL REGIONAL)

Muchos riesgos viales
Pero transitar por allí es hoy tan o más peligroso que antes, debido -entre otros factores- a los hundimientos que han provocado en el pavimento los excesos de peso en las cargas. Estas virtuales zanjas, a su vez, se llenan de agua con las lluvias, potenciando los riesgos de accidentes.
La ausencia de los controles sobre la carga de los rodados de gran porte y la poca responsabilidad asumida por los transportistas, hizo que muchos tramos del camino muestren deterioros que ameritan una nueva intervención, a poco de haberse concluido la obra que renovó por completo la cinta asfáltica.
O los materiales que se utilizan en las reparaciones no son buenos, apropiados o el transporte de mercadería debe volver al ferrocarril a partir de cierto peso. Pero una resolución hay que tomar, de lo contrario, reparar las carreteras pasará a ser un cuento de nunca acabar, con el consiguiente derroche de dinero público.
“Cuando estuvieron en su momento autoridades de Vialidad se habló sobre el sistema de pesaje que se venía para las rutas; y de lo mismo tendremos que hablar con Provincia para que se mantenga una periodicidad de inspecciones en este camino dado que mucha de la producción agropecuaria del sector viaja al puerto por esta zona”

Fuente: La Opinion

Comentarios en Facebook

Add a Comment