QUIENES SOMOSIngresa aqui y entereate

Locales-Los padres de Iván Hortiguera piden una condena de prisión perpetua

El miércoles se reanudará el juicio por la muerte del adolescente de 16 años con los alegatos de la acusación y la defensa, que hará su exposición sobre la base de la prueba testimonial y pericial que fue surgiendo en las cinco jornadas de debate. Las declaraciones dejaron al único acusado en una condición muy desfavorable. 

El juicio oral y público por la muerte de Iván Hortiguera se reanudará el miércoles con los alegatos de la acusación y la defensa, que expondrán sus argumentos sobre la base de la prueba testimonial y pericial que fue surgiendo durante las cinco jornada de audiencias que se realizaron en la semana y que dejaron al único acusado en una situación muy complicada.

Los papás de Iván Hortiguera manifestaron en una entrevista a un medio televisivo de alcance nacional una condena ejemplar de prisión perpetua.

Núñez, padre de quien entonces era la novia de Hortiguera, adelantó el viernes que al finalizar los alegatos iba a ser uso de la palabra, lo que genera más expectativa sobre lo que sucederá en la jornada del miércoles.

 

Resumen de la semana

La presencia de numerosos jóvenes identificados con remeras con el rostro de Iván Hortiguera y afiches con pedido de justicia, marcó el inicio del juicio oral y público por un caso que no sólo capturó la atención de los pergaminenses sino también de la prensa nacional.

El testimonio más importante que dejó la primera jornada de audiencias fue la declaración de una vecina domiciliada en el octavo piso, que dio detalles precisos del hecho que terminó con la muerte del adolescente.

En su declaración la mujer relató con detalles, lo que escuchó y observó en la mañana del 6 de enero de 2012,  reafirmado lo dicho durante la instrucción penal preparatoria. En ese contexto la mujer repitió ante una sala de audiencias que escuchaba atentamente su relato lo que en ese momento le gritó al acusado y que varios vecinos escucharon: “Lo tiraste como una bolsa de papas”.

La segunda jornada fue más interesante aún porque tuvo momentos de gran importancia para el esclarecimiento del caso. La actividad comenzó con una inspección ocular en la torre I de los edificios ubicados en Goyita Salas y la ruta nacional Nº 8 y continuó con la declaración de cinco familiares del imputado, uno de los cuales ofreció una versión totalmente diferente a la de la vecina que declaró el día anterior y esta situación dio lugar a un careo entre el familiar de Núñez, que aseguró que el chico saltó del séptimo piso y la vecina, la cual reafirmó sus dichos y sostuvo con firmeza la acusación, tratando de “mentiroso” al hombre.

Al día siguiente, las declaraciones de cuatro peritos pertenecientes a la Superintendencia de Policía Científica bonaerense que intervinieron en el caso fueron contundentes en que se trató de un homicidio.

Los expertos ratificaron ante el Tribunal que sobre la base de las pericias realizadas, el adolescente no cayó por accidente, ni se tiró por voluntad propia, sino que fue arrojado inconsciente desde la ventana del séptimo piso.

La hipótesis a la que arribaron los peritos que expusieron es que de no haber existido testigos se hubiera llegado al mismo resultado, basados en la abundante y contundente prueba pericial.

Ese día también testificó la nieta de la mujer, que estaba junto a su abuela en el octavo piso, cuya declaración fue igual de contundente que la descripción que hizo su abuela en cuento a lo que escuchó y observó esa mañana, señalando al acusado como el responsable de la muerte, por haberlo arrojado al vacío.

La cuarta jornada empeoró aún más la situación del único acusado. La declaración de los peritos forenses en psicología y psiquiatría de la Asesoría Pericial Departamental, que entrevistaron y evaluaron al imputado, fueron muy claros al dictaminar que Núñez era al momento de los hechos un sujeto con capacidad intelectual, psicológica y psiquiátrica dentro de los parámetros de normalidad; es decir que nada le impidió comprender y dirigir sus acciones.

También ofreció su testimonio ese día el hijo y tío de las testigos domiciliadas en el octavo piso, que residía con ambas en el departamento en el momento del hecho.

El hombre contó que él también se asomó al balcón, en momentos diferentes a cuando lo hicieron su madre y sobrina, es decir que si bien no vio el episodio inmediatamente anterior a la caída de Iván, ni la misma, sí pudo ver antes, cómo Núñez golpeaba a la víctima, mientras estaba sentada en el piso con las piernas extendidas, debajo de la ventana de la habitación de su novia. Tuvo asimismo registro de los gritos de su vecino sobre la frase “tirate o te tiro”, lo que complicó aún más la situación del acusado.

Lo más interesante de la última jornada de audiencias fue el relato de un excompañero de trabajo y amigo del padre de la víctima, el cual contó lo que sucedió una tarde-noche en que trabajaban juntos como mozos, cuando Núñez advirtió a Hortiguera que si encontraba a Iván en su departamento, “lo iba a tirar de allá arriba”.

En base a la prueba testimonial y pericial vertida en la causa, las partes darán a conocer el miércoles, a partir de las 10:00, sus respectivos alegatos.

 

 

Fuente:La Opinion de Pergamino

Comentarios en Facebook

Add a Comment